Fotoperiodo

5707
fotoperiodo de día

En ocasiones oímos que esta o aquella planta le afecta el fotoperíodo para su germinación, crecimiento o floración. ¿Qué significa esto?

Lo primero es saber que se define como fotoperíodo a la relación que existe en cuanto a la duración del día y de la noche durante un período de 24 horas seguidas, y cómo esta, afecta al conjunto de los procesos de las especies vegetales mediante los cuales regulan sus funciones biológicas de reproducción y crecimiento.

A partir de aquí, se pueden dar dos casos. Uno es que a lo largo del año, determinadas especies sensibles al fotoperíodo germinarán, crecerán o florecerán de forma natural en función de sus características genéticas. Y otro que mediante el control de la duración del día o de la noche de forma artificial, se puede por ejemplo hacer florecer o no a esa misma planta independientemente de la época del año que se encuentre.

En el campo de las hortalizas, se regulan los cultivos eligiendo las características varietales. Por ejemplo, se pueden cultivar cebollas durante todo el año pero se plantarán las denominadas variedades de “ciclo corto” o “ciclo largo” en función de si se quiere recolectar en primavera u otoño. Plantadas al revés no vegetarán bien, florecerán y no se obtendrá la productividad esperada.

En cambio, en el mercado ornamental es muy distinto, sobre todo en lo que respecta al cultivo de plantas de interior y flor cortada. Estas se cultivan bajo invernaderos, equipados con alta tecnología. Esto permite equipar el invernadero para tal fin y poder alargar el día o acortarlo a voluntad.

Para alargar el día artificialmente se utilizan lámparas de luz especiales para tal fin ya que deben de proporcionar a la planta en cuestión una cantidad mínima de luz, tanto en tiempo (horas) como en intensidad (lux). La cuestión es que la planta reconozca fisiológicamente la duración del día necesario para vegetar o florecer según sea el caso.

Por el contrario, para alargar la noche, se emplean pantallas térmicas con las que se cubren los cultivos creándoles la oscuridad total. Y en este caso, debe de ser total ya que un mínimo de luz puede hacer que la planta no se estimule correctamente.

Entre las plantas ornamentales más conocidas en este contexto encontramos el Crisantemo y la Poinsettia que florece cuando la noche es más larga que el día, y la Fucsia que florece al contrario.

Otras plantas vinculadas con el fotoperíodo son los Kalanchoes, la Begonia Elatior, etc.

Las instalaciones de luz de un invernadero no sólo se utilizan para estimular un determinado proceso, sino para evitar posibles retrasos en su desarrollo natural. Por eso podemos ver que muchos invernaderos de rosas están equipados con este tipo de lámparas. Así se aseguran que la planta crecerá al ritmo deseado independientemente de si salen períodos de días nublados o la duración de estos no es la ideal.

Por último, recordar que la técnica del fotoperíodo debe ir acompañada del correcto manejo de otros factores, como por ejemplo la temperatura. No se puede someter a una planta que florece con días cortos, a 13 horas diarias de oscuridad total y a su vez con temperaturas de 35ºC.

No hay comentarios

Dejar respuesta