Tetranychus urticae, la Araña roja

0
2263
tetranychus urticae

Tetranychus urticae es una plaga conocida popularmente como la Araña roja. Es la plaga más común dentro del grupo de los ácaros si bien, en muchas ocasiones comparte o no protagonismo con otras especies como Tetranychus turkestani y Tetranychus ludeni.

Si bien Tetranychus urticae o la Araña roja es la más común en los cultivos hortícolas y ornamentales, su biología, ecología y daños causados son similares entre ellas.

La Araña roja siempre se localiza en el envés de las hojas, causando decoloraciones, deformaciones y punteados o manchas amarillentas que pueden apreciarse en el haz como primeros síntomas. Si no se controla a tiempo, según avanza la plaga produce desecación o incluso defoliación. También podemos apreciar ligeras telas de araña sobre las zonas afectadas.

Las condiciones más favorables para su desarrollo son las temperaturas elevadas y la escasa humedad relativa. Por lo tanto, las estaciones calurosas del año son las más propicias para su presencia.

Cuando se den las condiciones de su aparición y detectemos que las hojas de nuestra planta (hortícola u ornamental) manifiestan alguno de los síntomas antes mencionados, debemos observar muy de cerca el envés de las hojas afectadas. Para ello, el uso de una lupa o cuenta hilos es muy interesante. Si apreciamos pequeños puntos rojizos que se mueven al tocarlos con la punta de un alfiler… estamos ante un ataque de Araña roja.

Su control puede realizarse desde varios frentes: técnicas culturales, lucha biológica y lucha química.

Técnicas culturales para el control de Tetranychus urticae o la Araña roja.- Como técnicas culturales se aconseja en cultivos hortícolas la desinfección de estructuras y suelo previa a la plantación en parcelas con historial de araña roja. En caso de plantas ornamentales los sustratos reutilizados, macetas o tutores provenientes de plantas afectadas.

Evidentemente la eliminación de malas hierbas y restos de cultivo para evitar fuentes de inoculación. Prescindir de los excesos de nitrógeno y sobre todo la vigilancia de las plantas durante las primeras fases del desarrollo.

Técnicas de lucha biológica para el control de Tetranychus urticae o la Araña roja.- Se trata de un control mediante enemigos naturales. Es una técnica que se encuentra sobre todo al alcance de los viveros, pero la mencionamos por si se puede tener el acceso a esta técnica.

Las principales especies depredadoras de huevos, larvas y adultos de araña roja son el Amblyseius californicus, la Phytoseiulus persimilis (especies autóctonas y empleadas en sueltas) y la Feltiella acarisuga (especie autóctona).

Si conseguimos individuos de estas especies, consiste en soltarlos dispersos en el cultivo y la interacción entre plaga y depredador natural, consigue mantener al Tetranychus urticae o la Araña roja en los niveles de población aceptables.

Técnicas de control químico para el control de Tetranychus urticae o la Araña roja.- En este caso recurrimos a los productos fitosanitarios para combatir esta plaga. En todos los casos, sea el producto que sea, siempre debemos mojar correctamente el envés de todas las hojas, ya que es ahí donde se sitúa esta plaga.

Si la planta tiene una hoja cerosa, conviene añadir un humectante al caldo de pulverización para impregnarla totalmente.

Existen una gama reducida de productos para su control a nivel de bricojardinería, comparada con la existente en el mundo profesional. Por lo tanto, para bricojardinería aconsejamos el asesoramiento de nuestro proveedor (centro de jardinería, floristería, garden…) habitual.

Al margen de ello, hacemos referencia a algunos productos eficaces para esta plaga, teniendo en cuenta que la legislación de algunos países pueden impedir su venta:

  • Acrinatrin al 15% de materia activa, aplicado al 0.02-0.04%, presentado como concentrado emulsionable.
  • Amitraz 20% de materia activa, aplicado al 0.10-0.30%, presentado como concentrado emulsionable.
  • Fenpropatrin 10% de materia activa, aplicado al 1.25-1.50 l/ha, presentado como concentrado emulsionable.
  • Flufenoxuron 10% de materia activa, aplicado al 0.05-0.10%, presentado como concentrado dispersable.
  • Piridaben 20% de materia activa, aplicado al 0.10%, presentado como polvo mojable.

No hay comentarios

Dejar respuesta