La Cala o Zantedeschia aethiopica

2332
Flores de Cala o Zantedeschia aethiopica

En España se le conoce como cala, aunque también tiene otros muchos nombres populares como ‘alcatraz‘, ‘cala de Etiopía‘, ‘aro de Etiopía‘, ‘lirio de agua‘, ‘lirio cala‘, ‘cartucho‘, ‘calla’, etc. siendo su nombre botánico Zantedeschia aethiopica.

La Zantedeschia aethiopica está asociada al mundo de las ‘plantas acuáticas y a su vez dentro del grupo denominado ‘plantas de rivera o margen’ (también hay grupos de plantas profundas y plantas flotantes) por desarrollarse alrededor del estanque sin estar directamente sumergida en el agua.

Zantedeschia aethiopica o calla

Zantedeschia aethiopica o calla

Su nombre científico es Zantedeschia aethiopica y pertenece a la familia Araceae, teniendo su origen en Sudáfrica. En centro y norte de Europa se la denomina como calla en vez de cala.

La cala es una planta herbácea vivaz, perenne y de las más robustas y ampliamente naturalizada ornamentalmente del género Zantedeschia. Curiosamente, siendo de origen tropical, soporta relativamente bien las heladas, permitiendo ser utilizada en casi todas las zonas de España.

La Zantedeschia aethiopica es una planta con rizoma oblongo de grandes dimensiones. Su follaje puede superar el metro y medio de altura y se desarrolla creando densas zonas de vegetación. Sus hojas son basales, sagitadas y largamente pecioladas.

Uno de sus grandes atractivos son sus vistosas y exóticas flores, produciendo de 2 a 3 flores por cada bulbo normalmente desde comienzos de primavera. Estas inflorescencias monoicas son simples, sobre los siete centímetros, con un cáliz en forma de embudo y un espádice erecto.

La cala o Zantedeschia aethiopica rebrota con facilidad cada año y como planta de rivera o margen, necesita humedad durante toda su vida, aunque no la misma según su estado vegetativo: mucha agua cuando está floreciendo y más bien poca tras acabar la floración.

Zantedeschia aethiopica o calla

¿Qué significa en el lenguaje de las flores cala?

Como hemos avanzado, uno de los nombres más populares de la Zantedeschia aethiopica es el de ‘cala’. Este nombre tiene su origen en la época victoriana de la sociedad inglesa, nombre recogido en el libro ‘El lenguaje de las flores’ de 1879 escrito por Miss Corruthers de Inverness, autora que se inspiró en el libro escrito por Mme. Charlotte de la Tour en 1818 titulado “Le Langage des Fleurs”.

En sí, el nombre de cala proviene del término griego “kalos” que significa bello, de ahí que en el lenguaje de las flores la cala es un símbolo que vincula aspectos como la finura y elegancia, representa belleza y estabilidad,… así como para vincular determinados sentimientos, señales o intenciones, especialmente entre amantes que expresaban así sus emociones, con algunas especies florales.

Pero las flores de calas también tienen asignados otros significados ya que siempre han sido consideradas las flores de la pureza y de la compasión. Por otra parte también está extendida la creencia de que transmiten buena suerte.

Regalar flores de calas nos ayuda a expresar pureza, simpatía o reconocimiento, siendo estos significados invariables al margen del color que se utilice,… da igual que sean blancas, rojas, rosas,… todas ellas expresan los mismos mensajes, condición que no sucede en otras variedades florales.

Variedades de Zantedeschia aethiopica

Aunque parece que cuando hablamos de la Zantedeschia aethiopica nos refiramos a una sola variedad, en realidad hay muchas y de varios colores, no sólo blancas.

Ejemplos de variedades que podemos encontrar en Zantedeschia aethiopica son ‘Apple Court Babe’, ‘Childsiana’, ‘Gigantea’, ‘Glow’, ‘Marshmallow’, ‘Mr Sam’, ‘Pershore Fantasia’, ‘Whipped Cream’, ‘White Mischief’…

¿De dónde proviene en nombre Zantedeschia aethiopica?

El nombre de Zantedeschia aethiopica tiene atribuidos varios orígenes según la documentación consultada. Por una parte se le atribuye a su descubridor Giovanni Zantedeschi (1773-1846), físico y botánico veronés. Por otra se referencia al italiano Francesco Zantedeschia (1798-1873), también físico y botánico además de médico, quien escribió sobre esta flor hacia 1825.

Zantedeschia aethiopica o calla

Los cuidados de la Zantedeschia aethiopica

La cala es disfrutada como una planta semiacuática, por lo que se puede cultivar en maceta e incluso manteniéndola parcialmente sumergida en agua. En maceta la tendremos en arriates y rincones húmedos, así como expuesta a la sombra o semisombra. Si la ubicamos en el estanque la ubicaremos en el borde de este con la base de la maceta en el agua.

Si le falta intensidad de luz repercutirá en una menor floración y mayor desarrollo de las hojas, que por cierto, como planta ornamental también es uno de sus grandes atractivos.

Es una planta que le gusta la temperatura y debemos evitar que sufra heladas, aunque pueda soportar unos cuantos grados bajo cero. En pleno invierno, si hay previsto riesgo de heladas y la tenemos cultivada en maceta lo más indicado es meterlas en casa o en el invernadero si se tiene hasta la mejora del tiempo.

El sustrato más adecuado es el sustrato para plantas acuáticas que se comercializa en tiendas especializadas. Si no, podemos fabricarlo a base de tierra normal de jardín, arena, arcilla, turba y un poco de abono orgánico.

En cuanto a necesidades de riego prefiere los abundantes durante la floración y más escasos durante la época más fresca del año. Como referencia la regaremos frecuentemente durante su fase de crecimiento y floración, dejándola casi seca tras su período de floración (finales de otoño) hasta el extremo de ver de vez en cuando sus hojas algo lacias,… momento de aplicar otro riego. Los riegos abundantes los comenzaremos cuando comience a desarrollar más follaje a finales de invierno.

El abonado debe de ser periódico quincenalmente durante primavera a mediados de otoño con un fertilizante equilibrado NPK más microelementos.

Para conseguir una mayor floración, podemos ir cortando las flores según se van marchitando. Como planta ornamental, también nos servirá recolectarlas antes para nuestros arreglos florales. Las flores de Zantedeschia aethiopica mantienen una larga vida en jarrón.

Zantedeschia aethiopica o calla

Cultivo de la Zantedeschia aethiopica

El cultivo de la Zantedeschia aethiopica puede realizarse:

  • A nivel de aficionado a la jardinería en macetas o directamente sobre el terreno del jardín creando zonas naturalizadas.
  • A nivel profesional en cultivo en maceta con sustrato orgánico para su venta como planta en maceta ya sea de interior o exterior. O en tablas de cultivo con sustrato orgánico o inorgánico en el caso de cultivo hidropónico para cultivarlas para flor cortada.

Cultivo de la Zantedeschia aethiopica en maceta o jardín

El cultivo de la Zantedeschia aethiopica a nivel de bricojardinería puede realizarse en maceta o directamente sobre el terreno del jardín.

En el primer caso utilizaremos un sustrato ligero pero con buena capacidad de retención de agua, con un pH entre 5,5 y 6. El sustrato debe estar húmedo pero no encharcado y plantar los rizomas enterrados unos cinco centímetros. Esto es común para todas las plantaciones ya que las raíces de la Zantedeschia aethiopica son emitidas por arriba del tubérculo para bajar posteriormente.

Con una temperatura de entre los 20 y 25ºC la planta comenzará a emitir sus brotes. La mantendremos en un lugar de semisombra y si plantamos varias macetas la iremos separando según su follaje necesite más espacio.

Como planta semiacuática, durante su cultivo en maceta puede e incluso le conviene, gozar durante momentos de agua en la base de la maceta, especialmente durante el verano.

En el segundo caso, el cultivo de la Zantedeschia aethiopica en jardín se puede realizar plantado las calas precultivadas en maceta o directamente sus rizomas. En el primer caso, tras elegir la zona y modo de distribución, las trasplantaremos en el terreno manteniendo la profundidad del mismo nivel en que se encontraban plantadas. Si lo hacemos directamente con sus tubérculos, los enterraremos unos 5 centímetros.

El terreno debe de mantener un buen grado de humedad sin llegar al encharcamiento. Es una planta ideal para ubicarla en arriates y rincones húmedos y a la sombra o semisombra. Si la tierra no es la adecuada, la mejoraremos aplicando y mezclando materias primas como turba, arcilla, arena… según las características iniciales del suelo.

Zantedeschia aethiopica o calla

Cultivo de la Zantedeschia aethiopica en vivero

El cultivo de la Zantedeschia aethiopica en vivero es a nivel profesional, por lo que se industrializan todos sus procesos: elección varietal, cantidades de plantación, sustrato prefabricado especial para su cultivo, mecanización del riego y fertilización, control climático como humedad ambiental, temperatura, ventilación y luminosidad, etc.

Para su cultivo en maceta se utilizan macetas con buen drenaje e incluso de colores y texturas atractivas para su posterior comercialización. El sustrato es prefabricado para su correcto comportamiento y se programan sus plantaciones para tener la disponibilidad de Zantedeschia aethiopica en maceta durante el mayor tiempo posible.

Para su cultivo como flor cortada se realiza en banquetas ya sea con sustrato orgánico (con turba base) o inorgánico con perlita por ejemplo en modalidad hidropónica.

En cuanto a las variedades de Zantedeschia aethiopica son distintas según el mercado a las que van dirigidas. Para el de planta en maceta se eligen variedades muy floríferas, de crecimiento compacto tanto en follaje como en la longitud de sus escapos florales. En cambio para el mercado de flor cortada se buscan variedades con tallos florales más largos para que puedan ser empleadas en arreglos florales.

5 Comentarios

  1. quisiera adquirir plantas acuaticas para un living, o sea para interior, yo vivo en el interior y no consigo , desde ya le agradeseria .MONICA.

  2. es hermosa la planta, sólo tengo una pregunta. Exite el alcatraz en color rojo? o los pintan para venderlos?
    Mil gracias

  3. ola, no mas pa decir que las calas son una de las flores mas admiradas por mis ojos,,, cuando llega la ncohe escuho la melodia SERENATA DE FRANZ SCHUART y poz ami mente llega la imagen de calas y pos es relajante para mi….. y ed otras flores asi como DAHLIA, ORQUIDEAS,ALHELI, JACINTO VIOLETA VERONICA HIBICUS SYMACUS, ZINNIA UFFFFFFFF Y MAS,,, TODA LAS MAÑANAS PETALOS DE ALGUNA DE ELLAS IMPLANTO EN UNA TAZA DE Té Y LA BEBO, Y POZ AVECES MIS AMIGAS DICEN QUE ESTOY HACIENDO UNA BRUJERIA … NONO ELLAS NO SABEN EL GRAN SECRETO QUE TIENEN LOS PETALO DE LAS FLORES, Y POS LA VERDAD ENDULZAN MI PALAGAR,,,, HAYYY!!! LAS FLORES, SOY AMANTE DE ELLASSSSSSSSSSSS Y EN ESPECIAL DE ♥FLOR DE MARIAS♥ Y CALAS♥♥♥gg*

  4. Estimada Flor de María y resto de compañer@s,

    Es cierto que se trata de una flor muy bonit pero, atención, deberíamos recordar que la cala es muy venenosa para humanos y animales.

    Un abrazo fuerte

Dejar respuesta

Por favor ponga su comentario!
Por favor ponga su nombre aquí